El Daño de la Miopía Política (II).Ramón Jiménez Arencibia.

Ramon.jpg

El Condado, Santa Clara, VillaClara, 17 de agosto del 2012. (FCP). Juan y Pedro son dos personajes pintorescos del escenario cubano, que reflejan en cada una de sus expresiones la forma de actuar y pensar de la inmensa mayoría de la población. Abordan en sus coloquios problemas cotidianos de la sociedad, la carestía de la vida, el alza de los precios, los problemas de Medio Ambiente y las diferencias en la oposición interna.

En ocasiones, por esas ideas políticas, ambos han sido citados por el Jefe del Sector de la Policía Nacional Revolucionaria, también recibieron la visita de dos oficiales del Departamento de la Seguridad del Estado, estos últimos les recomendaron a los dos amigos que no convirtieran las colas en la Casilla y en el Mercado Agropecuario en tribunas abiertas.

“Pedro”, pregunta Juan, “¿De qué cosa quiere esta gente que nosotros hablemos, para que nuestras opiniones no les provoquen picazón?” Contesta Pedro: “Hay un tema muy bonito e interesante, pero todavía la importancia del mismo no la aprecia una gran parte de los habitantes del planeta y eso nos incumbe a todos, pero no desearía hablar de ello.”

Y continúa: “Juan, es el tema sobre el Medio Ambiente, de eso no conocemos nada, y se efectúan cumbres, Congresos, como los de Copenhague y México, pero yo veo que no se adelanta nada. La corriente antinorteamericana que impulsa Chávez y los países de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA), torpedean cualquier acuerdo.

Prosigue: “Todo lo quieren resolver dividiendo el mundo en pobres y ricos, para ellos los países contaminantes solo son los desarrollados. Según los científicos afirman, no yo que soy un analfabeto en estas cosas, la duplicación de la población mundial a partir de 1960 es equiparable al abrupto ascenso del CO2“.

Añade: “Aunque ahora el crecimiento poblacional ha disminuido su ritmo, las economías en desarrollo vertiginoso de China e India, cada una de ellas con más de 1000 millones de habitantes, aseguran que el CO2, seguirá aumentando. La rápida industrialización de China recientemente dejó atrás a Estados Unidos como emisor líder de CO2…”.

“…Juan, recuerda, esto no lo inventé yo, lo dicen los que saben del asunto y es por eso que cada día me convenzo más de la miopía política que padecen los gobernantes cubanos, los cuales señalan culpables inexistentes y, en su arrebato contra la nación americana, pasan por alto la responsabilidad del Gigante Asiático en la contaminación ambiental”.

Pedro y Juan se sientan en la acera a repasar las noticias del día, critican duramente el papel de la prensa cubana, como fiel vocera e instrumento del sistema totalitario. “Pedro, te fijaste cómo el periódico Granma te reseña un hecho de sangre ocurrido en una escuela en Estados Unidos y no pública la violencia generalizada que se ha desatado en nuestro país.”

Más adelante afirma Juan: “Hace tan solo unos días, un hombre en el reparto Gran Panel le prendió fuego a una casa con toda una familia encerrada en la misma. Un matrimonio y sus tres hijos pequeños resultaron gravemente quemados, también se reporta que en Cienfuegos, un hombre violó y asesinó una niña de 10 años, y nada de esto se publica…”.

“… ¿Pero hasta cuándo Pedro, va a durar esta larga pesadilla? Pasan los años y todo sigue igual, se jubila por enfermedad uno, y lo sucede en el trono otro, con este acto la Dinastía quedó institucionalizada. A veces me pregunto que ha sido de ese pueblo de tan largas e históricas hazañas combativas, 1868, 1895, 1933 y 1959, fechas estas que parecen olvidadas”.

Ambos amigos guardan silencio, Pedro se levanta, y dirigiéndose a Juan le dice: “Amigo mío, existen cuatro factores que explican la permanencia del régimen totalitario en el poder (I): La aparente unidad de la cúpula gobernante alrededor de su Jefe Raúl Castro, (I I): La efectividad de los cuerpos represivos en la lucha y persecución contra los disidentes…”.

“… (III): La débil solidaridad exterior con la causa cubana y (IV): La falta de unidad interna en la filas de la oposición. Juan, esto último es los más importante, pues a algunos dirigentes de la disidencia los daña la miopía política, y solo les interesa la relevancia de su nombre, el protagonismo, crear seguidores y no combatientes conscientes con la causa.

About these ads
Esta entrada fue publicada en SOCIEDAD y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s