Un Nuevo Bodrio de Traición (XXV), Guillermo Fariñas Hernández.

Coco.jpg

La Chirusa, Santa Clara, 21 de septiembre del 2012, (FCP). Pero más allá de los especializados organismos represivos del gobierno, el propio Estado Socialista Totalitario avizoró el peligro que acarreaba Concilio Cubano para poder continuar en el poder. Razón por la cual fueron hechos serios preparativos para ejecutar una abarcadora oleada de arrestos que desarticulara este mecanismo de diálogo entre compatriotas.

Como la Dirección General de Contra Inteligencia (DGCI) del Ministerio del Interior no creó las condiciones necesarias para pagar un menor Costo Político ante la ola represiva que vendría, fue entonces que se acudió a la Dirección General de Inteligencia (DGI). Esta es una Dirección que tiene como funciones buscar informaciones y ejecutar acciones en el exterior del país.

La DGI ordenó a sus agentes de la Red “Avispa”, que instrumentaran un incidente en agua o cielos internacionales a Cuba, estos operaba en Estados Unidos de América (EUA). Esta cofradía de espías cubanos tenían penetrado el Movimiento “Democracia” de Ramón Saúl Sánchez y el Movimiento “Hermanos al Rescate” liderado por José Basulto.

El Movimiento “Democracia” se caracterizaba y aún en menor medida se caracteriza, por hacer incursiones en embarcaciones para rescatar balseros náufragos, quienes huían de Cuba. También estos ejecutaban lanzamientos de ofrendas florales en días conmemorativos de la lucha antitotalitaria en los bordens marítimos del Archipiélago.

También existían infiltrados en la organización “Hermanos al Rescate”, entidad que operaba desde el aire con avionetas civiles y desarmadas. La función de “Hermanos al Rescate” consistía en localizar desde el aire balsas en con rumbo al sur de los Estados Unidos de América y dar por radio sus coordenadas para que estos fueran rescatados por el Cuerpo de Guardacostas.

Recuerda un exoficial de la DGCI del Ministerio del Interior, hoy retirado: “A finales de noviembre de 1995, viajamos a La Habana a recibir un curso de superación y estando en una casa habilitada como escuela de Contra Inteligencia nos visitaron altos oficiales del MININT y nos preguntaron ¿Cómo ustedes neutralizarían Concilio Cubano?…”.

Prosigue el antiguo represor: “… se emitieron variadas opiniones sobre el fenómeno contrarrevolucionario, que estaba aconteciendo y que mantenía altamente preocupada a la Alta Dirección del país, entre los pareceres surgieron algunos francamente estalinistas y la jefatura los desechó por el perjuicio que le ocasionaría a la imagen de la Revolución…”.

Continua el jubilado: “… esos altos oficiales los exhortaron a pensar en la neutralización comedida y recuerdo a un coronel nombrado José Milián asegurar: Compañeros lo importante es lograr provocar un problema, que sea de tal envergadura, que nadie se acuerde de Concilio Cubano y nos enfrente a Estados Unidos, si se alcanza esto se fue Concilio pal´carajo…”.

Sigue el exuniformado: “… ya en los primeros días de enero del año 1996, se comenzaron a hacer reuniones en los distintos departamentos de la DGCI, para prepararnos sobre una Solución Marítima y otra Aérea a Concilio Cubano, respecto a la forma en que nosotros debíamos justificarlo ante nuestros familiares, amigos más cercanos, vecinos y conocidos…”.

Y persiste: “… los términos Solución Marítima y Solución Aérea eran un eufemismo cínico por parte del Alto Mando del MININT, lo que no se quería hablar era sobre los conceptos hundimiento de una nave del Movimiento Democracia o derribo de un avión de Hermanos al Rescate. Esa era la solución crear una conmoción, para que interviniera el gobierno de Estados Unidos…”.

Insiste el pensionado”… incluso recuerdo que a finales de enero recibimos una conferencia de un Doctor en Ciencias Políticas de la Universidad de La Habana o de la Escuela Superior del Partido Comunista de Cuba Ñico López, donde este catedrático argumentaba que Concilio Cubano desenfocaba el conflicto USA vs. Cuba y que había que inventar algo rápido…”.

Finalmente termina: “… este mismo profesor nos reiteraba constantemente, que cualquier respuesta en defensa de la Revolución que se le diera a Concilio Cubano, no llevaría una respuesta agresiva por parte del gobierno norteamericano, porque este estaba muy debilitado por el escándalo sexual del presidente Bill Clinton y la reacción iba a ser acentuar el bloqueo”.

A partir de la penetración de agentes de la DGI radicados en Miami, Florida y miembros de la organización anticastrista y humanitaria “Hermanos al Rescate”, se planificó una peligrosa provocación en el espacio aéreo internacional. El 24 de febrero de 1996 fueron derribadas dos avionetas por aviones cazas del bando castristas y milagrosamente escapó una tercera.

Un dúo de infiltrados en la entidad humanitaria aérea fueron peones en campo enemigo del dueto consanguíneo Fidel y Raúl Castro, ellos eran pilotos de los aviones de “Hermanos al Rescate”. Los medios los han nombrado como René González Llort, actualmente en Libertad Condicional por espionaje, y el teniente coronel del MININT Juan Pablo Roque García, en Cuba.

Cuando resultaron abatidas en aguas y cielos internacionales las dos avionetas de “Hermanos al Rescate” se creó un escándalo internacional, que sepultó el protagonismo de los demócratas cubanos y sus compatriotas antidemocráticos. El gobierno norteamericano de Bill Clinton firmó la Ley Helms-Burton y las tensiones entre los gobiernos de Cuba y EUA se acentuaron.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s