Humor Sin Sombrero, Feliberto Pérez del Sol.

Feli.jpg

Sakenaf, Santa Clara, Villa Clara, 22 de marzo de 2013, (FCP). Existeneventos humorísticos concebidos solo con fines lucrativos. Para suerte de quienes el pasado 16 asistimos a la tercera noche del festival “Humor sin Sombrero” esto no fue así, pues el homenaje allí ofrecido al cuentista villareño Argelio García “Chaflán” incluyó picaresca criolla, sátira de doble sentido y hasta uno que otro asunto considerado tabú por la oficialidad.

Argelio García fue un artista que nació en la vecina provincia Sancti Spíritus y durante décadas se dedicó a esparcir su arte, de fuertes raíces populares, por Latinoamérica y buena parte del territorio insular. Tuvo siempre una máxima respecto a su quehacer humorístico: “Con sombrero todo es en broma, sin sombrero todo es en serio“.

Baudilio Espinoza, humorista del patio, tuvo las palabras inaugurales en esta primera dedicatoria a Chaflán. Para el conductor del espacio televisivo “El Selecto Club de la Neurona Intranquila”, Chaflán fue “muy conocido internacionalmente en toda Latinoamérica y un poquito en Cuba más allá del centro (del país), la gente del centro no tiene mucha suerte, a no ser que se vayan para La Habana, desdichadamente es así y va a seguir siendo así durante mucho tiempo“.

Defendía así “Bao” su partida y la de otros tantos cómicos, pues Villa Clara fue pródiga en exponentes del arte de hacer reír y la gran mayoría, incluido él, lo hace ahora en la capital. Quizá para resarcir algo de esto fue que se invitó una sola agrupación humorística capitalina.

Lo primero exhibido aquella alegre noche en el cine “Camilo Cienfuegos” fue “La Cadena Evolutiva”, y lo presentó el grupo habanero La Oveja Negra. Como es de suponer, fueron ellos quienes primero recibieron las carcajadas del público, y también los aplausos.

A mi entender, el bocadillo de “La Cadena…” que mayor encomio suscitó, ocurrió cuando la obra narraba cómo el hombre, debido a su natural desarrollo, había llegado a un punto en que ya decía la verdad, instante en que una de las Ovejas gritó ¡Viva Pestano! Expresión que cuestionaba la exclusión del villaclareño Ariel Pestano del equipo Cuba al III Clásico Mundial de Béisbol.

Es cierto que durante “La Cadena…” existieron otros aires de gozo, pero también que varios de estos surgieron tras aludir realidades de épocas pasadas. Criticar ahora la calidad cinematográfica infantil o para adultos que por casi tres décadas consumimos de la antigua URSS siempre incitará a la risa, pero hace que el compromiso que todo artista tiene con su tiempo pierda protagonismo.

Luego se presentó Venecia,de Holguín, quien con el monólogo “Vivir en 120”, Premio Caricato 2012, abrumó a unos mientras otros se desternillaban con sus consejos para vivir 120 años. Se demostraba así que hacer reír es más difícil de lo que se cree, y también que para propiciar un total contacto con el público ha de apartarse el chiste ramplón e incentivar la crítica y el debate.

A continuación subió a escena Fonoceniz, y el evento organizado por el Centro Promotor del Humor hizo gala por fin a su nombre. Venidos desde Granma, estos muchachos demostraron con “Noticiero Deportivo en Cámara Lenta” que la mímica liada al sonido es siempre un recurso que no todos saben manejar. Algo que más tarde reforzaron con la presentación del espectáculo “El Viajero”.

Si me preguntaran cuál de los libretos llevados a escena me resultó más atractivo, no vacilaría en contestar “Los Angelitos”, entrega del grupo guantanamero Komotú. Le doy todo mi aplauso por la solidez con que concibieron su parodia sobre la vida angelical, pero sobre todo por castigar con “enviar a la tierra por el hueco que los mortales le abrieron a la capa de ozono” a los angelitos vivientes en el cielo que no cumplan ciertos cánones.

Otro momento donde se esparció la risa por el otrora cine-teatro “Glory”, fue durante “El Censo”, obra de los holguineros Etcétera. En la misma se desacreditó la capacidad intelectual de quienes puerta por puerta participaron en el último censo de Población y Viviendas desarrollado en el país, y lo hicieron con tan buen sentido crítico, que tras concluir la función, o el censo, quedó claro que “aunque la cuenta no dé, ya usted cuenta para la cuenta“.

Tras esto se presentó La Leña del Humor, agrupación local con cerca de 25 años de labor artística. Exhibieron “Misión Súper Secreta”, Premio Aquelarre 2012, y los auténticos valores que encierra el término Misión Internacionalista quedaron totalmente desechos cuando uno de los protagonistas desconoce que es parte de una misión (militar), pero que la acepta creyéndola una misión médica que le reportará pingües ganancias.

“Humor sin Sombrero” lo cerró La Oveja Negra con el antológico sketch “Bocadillos Equivocados”, y tras esta actuación finalizó el homenaje a una figura que ven los santaclareños como suya, si bien no nació aquí. Aún las luces del evento no se han apagado y ya se comenta que este encuentro servirá de cantera para el próximo Festival Nacional del Humor “Aquelarre”.

Aun así, este lugareño no concibe cómo es como dos décadas después de la muerte de Chaflán es que se le intente recordar, cuando el único sitio habilitado en la ciudad para tal efecto, un parque que llevó su nombre, se demolió para ampliar el hotel “América”. Instalación turística a la que si Chaflán entrara, diría que los precios de sus ofertas parecen cosa de “con sombrero”.

Cartel del festival humorístico.

Cartel del festival humorístico.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s