El Aeromodelismo, Deporte Olvidado o Deporte de Ricos, Jorge Luis Artiles Montiel “Bebo”.

Bebo.jpg

Capiro, Santa Clara, Villa Clara, 16 de agosto del 2013, (FCP). El aeromodelismo es un deporte olvidado por el régimen totalitario porque, según vox populi, en Cuba es deporte para ricos. Los fanáticos no saben cómo se les impusieron condiciones por parte de los dirigentes deportivos para poder participar en el pasado Campeonato Nacional de Varadero, pues fue obligatorio pagar 20 CUC para poder asistir como participantes en la temporada del 19 al 23 de junio en el balneario de Varadero.

Dijeron las autoridades deportivas y la Federación de Aeromodelismo de Cuba: “Ya están todas las condiciones creadas con transporte, alojamiento y comida”. Según se ha podido conocer por fuentes cercanas a la Dirección Nacional del Instituto Nacional de Deportes Educación Física y Recreación (Inder), el dictador Fidel Castro siempre quiso eliminar este bello deporte del contexto deportivo cubano, por no ser de su agrado ya que los ricos lo tenían con un hobby.

El longevo dictador no pudo eliminarlo cuando abolió el Profesionalismo el 20 de febrero de 1962, porque no era un Deporte Profesional, sino un deporte recreativo y sano. En una plenaria del iniciado INDER, en 1963, dijo el dictador Castro: “Es solo para los blancos ricos, es un deporte exclusivo de algunas familias aristocráticas de La Habana, es solo para la alta sociedad y es un rezago del capitalismo, al que tenemos que eliminar”.

Este deporte no tiene mucho desarrollo por las trabas del gobernante, tiene poca participación internacionalmente, sus piezas y equipos son muy costosos en el mercado internacional, y no es un Deporte en el Programa del Comité Olímpico Internacional (COI), es solo pura diversión. Además no tiene intereses políticos ni sociales para los gobernantes.

Es un deporte caro para los deportistas practicantes, porque tienen que inventar todos los aditamentos por medios propios, los modelos, motores, combustibles y piezas de repuesto. Si es por control remoto solo se consigue a alto precio en el mercado internacional, porque aquí no existen, solo si algún amigo o familiar se lo facilita. Es curioso que después de todo lo que pasa el atleta tenga que costearse el viaje, alojamiento y trasporte, además los dirigentes que son fans a este deporte van con todos los medios y con todo lo último en el mercado mundial, no se hospedan junto a los pobres deportistas en albergues.

Este deporte fue auspiciado por la desaparecida Sociedad de Enseñanza Patriótico Militar (SEPMI) adjuntas a las Fuerzas Armadas Revolucionarias (FAR). En Santa Clara existían profesores en el Palacio Provincial de Pioneros José Luis Miranda. Los cubanos asistían a los torneos internacionales en las repúblicas exsocialistas de Europa, a los campeonatos mundiales. Nunca se participó en los Juegos de los Ejércitos Amigos.

En el 1970 se fundó una Escuela de Aeromodelismo en Santa Clara con una matrícula de 20 jóvenes practicantes de esta urbe. El profesor fue Adolfo Guimbarda, quien era también músico de la Orquesta Sinfónica de Santa Clara. Esta escuela radicó arriba de donde se encontraba la Academia de Ajedrez en la calle Parque y Luis Estévez, donde está actualmente el Museo de Artes Decorativas. En esa época el entrenador del Equipo Nacional era el exiliado Julio Benítez.

La Federación Internacional de Aeromodelismo (FIA), convoca todos los años a su campeonato Mundial, donde participan cerca de 150 países con equipos completos. En los torneos extrafronteras se participa en: Velocidad, Carrera por Equipos, Combate, Acrobacia, Planeadores (planeadores remolcados, modelos con motor de gomas y motomodelos, Geifer (bandas de goma), Fly Motor y Radio Control y Escalas.

Cuba asiste irregularmente, según dicen los dirigentes, por falta de recursos y presupuesto que el estado no puede aportar. Sin embargo, se han hecho los desentendidos y no han dejado a atletas cubanos participar cuando la FAI los ha invitado.

Es un deporte muy caro en la Patria de Martí, porque al cubano su salario apenas le alcanza para alimentarse malamente. Si algunos deportes con historia en Juegos Olímpicos y Mundiales se les han olvidado a los dirigentes deportivos como no se les va olvidar el de los ricos y aristócratas. Un modelo de última generación vale entre 1000 y 1 100 dólares, un motor vale según el tamaño, y un control remoto esta entre los 500 y 700 según si es digital y el número de canales que posee.

El Aeromodelismo cubano está olvidado porque es un rezago del capitalismo o es porque es un deporte para ricos. No obstante, los amigos rusos y ucranianos del actual gobernante Raúl Castro dominan este deporte a nivel internacional en casi todas las categorías, además que casi todos los países del desaparecido Campo Socialista están en la elite de este “deporte para ricos”.

bebodeportes@yahoo.com

Twitter:@bebodeportes

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s