Desamparo Social en el pueblo perdido “Mariana Grajales”, Oscar Luis Milian Reinoso

Oscar Luis Milian Reinoso 2

 

 

Cifuentes, Villa Clara, 18 de abril de 2014, (FCP).

En el año 2008, Odalis Garcías Viñas, residente en el batey Mariana Grajales, municipio Cifuentes, Villa Clara, pidió al gobierno una casa en bajos por ser madre cuidadora de un niño discapacitado. Además, su situación económica es difícil por ser ama de casa y contar con el sueldo de soldador de su esposo.

Odalis, quien vive en un cuarto piso, reclamó a distintas instituciones municipales, provinciales y por último al Consejo de Estado, la situación que tiene. Pues su hijo de 10 años sufre desde pequeño una Lesión en el Nervio Central con una Parálisis Generalizada, sin poder caminar ni sostener su cabeza y con incontinencia de sus necesidades fisiológicas.

???????????????????

García Viñas, solicitó una vivienda en bajos o de ser posible una casa en la cabecera municipal producto de los constantes turnos  médicos con su hijo en el hospital provincial. Además, frecuentemente tiene que salir con urgencia por las convulsiones del niño y en el batey no existe un Médico de Guardia.

Refiere Odalis, que las cartas enviadas al Consejo de Estado, sólo ha recibido respuestas sin solución. Estas le remitieron a instancias municipales, sin contestación positiva de ninguno de sus planteamientos.

Esta madre argumentó la posibilidad de mejorar su situación, con una permuta hacia la casa de los médicos, ubicada en el edificio N.2 del mismo batey, que se encuentra en bajos. Ella argumentó la carencia de un médico estable en el lugar, por lo que el local se encuentra cerrado, dirigió el pedido a la Dirección Municipal de Salud y le fue denegado.

La madre desesperada también hizo un reclamo para ver si existía la posibilidad de adquirir un televisor a color, aunque fuera de uso. Ya que el de ella es chiquito, en blanco y negro y con problemas en el tubo de pantalla y el niño se entretiene con los dibujos animados, hasta ahora tampoco le respondieron.

Esta mujer dijo: “En mi casa solamente entra el dinero de mi esposo y no nos alcanza ni para los gastos de medicamentos de Glendy, mi hijo”. Estos fármacos son sistemáticos y para toda la vida. Al pequeño le pasaban una Asistencia Social de 157 pesos por parte de Bienestar Social, y con las nuevas leyes de Raúl Castro la retiraron.

El gobierno municipal le informó, que la pensión no procedía, ya que su hija trabajaba. Ella argumentó que su hija es divorciada y tiene un niño pequeño y no puede hacerse cargo de la mantención.

La hija, quien fuera Secretaria General de la Federación de Mujeres Cubanas (FMC), en Sagua la Grande, fue separada de su cargo por tener relaciones con un ciudadano cubano residente en Miami.

Resaltamos que producto de las visitas del Poder Popular Municipal, se comunicó la retirada de la ayuda financiera al menor. Esto fue firmado por los funcionarios Yoandrys Hernández Fuentes e Ibys Hernández Pérez (Trabajadores Sociales),  María Hernández Fuentes, Atención a la Población, Municipal y Saray Luna, Encargada de la Atención a la Población. Este documento no fue firmado por la reclamante.

Todo esto ocurre en este país, que presume ser una Potencia Médica Mundial y brinda colaboración a otros lugares del llamado Tercer Mundo. Y donde el gobernante Raúl Castro Ruz, al implementar los nuevos cambios económicos, dijo: “En Cuba nadie quedará desamparado”.

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s