Guillermo Fariñas: La confianza y la dignidad son cadáveres en nuestra lucha por una Cuba Libre.

Las limitaciones de acceso a los sitios en INTERNET, sin dudas, se han convertido en el principal obstáculo para salvar los efectos de la terrible manipulación mediática que en torno a mi persona se ha gestado.
En medio de una andanada de mentiras y contradicciones, ya me resulta casi imposible exponer mis ideas con claridad sin que la manipulación, tanto del régimen como de mis propios hermanos de lucha, se haga presente.

La transparencia y la honestidad ha cedido paso a la conveniencia mezquina de algunos que como José Daniel Ferrer García, Ofelia Acevedo y Rosa María Paya se desentienden de reclamos y sugerencias para tratar de presentar una realidad sobre la cual, si no la enfrentamos con humildad y receptividad, pudiera arrojar desastrosos efectos para nuestra causa.

Con la moral, el prestigio y la experiencia alcanzada durante duros años de enfrentamiento al régimen cubano, he avizorado como nadie los nefastos efectos que el caudillismo hoy revela. No será presentando fotos aparentemente amistosas y haciendo declaraciones sobre una pretendida unidad que logremos nuestros objetivos comunes. Aceptar la diversidad de criterios y de posiciones políticas constituye un logro que se nos ha privado por más de 50 años.

¿Cómo entender entonces que se me presente como un desquiciado mental o un mentiroso cuando he reiterado en varias oportunidades mi decisión irrevocable de independizarme funcionalmente de la Unión Patriótica de Cuba? ¿Cómo pretender distorsionar la historia de mártires como Oswaldo Paya Sardiñas presentándome su decepcionante familia, desde un cómodo lobby miamense, como un manipulador, cuando en realidad me he limitado a relatar vivencias y hechos innegables?

Cada una de mis declaraciones ha estado sustentada en el más estricto apego a la realidad y a la necesidad actual de nuestra lucha. No reconocer la situación actual del desmoronamiento de las Damas de Blanco en Santiago de Cuba es un error que pudiera generar no revertir esta situación, más aun cuando ha sido el propio José Daniel Ferrer el que me ha comentado que “… estas mujeres están por la libre pero no me meto más en eso para evitar que digan que yo intento desintegrarlas”. Es este inmovilismo y la tendencia a la violencia manifiesta durante los últimos días con la golpiza al destacado opositor santiaguero Ernesto Jiménez Rodríguez por parte de activistas de la UNPACU, lo que ha motivado que el Frente Anti totalitario Unido Las Villas, del cual soy su Coordinador General, independice su proyecto de lucha pacífica y su autonomía económica.

Estos hechos, unidos a estratagemas urdidas por la policía política, han originado algunas contradicciones con agentes disfrazados de opositores a los que han orientado fomentar la cizaña interna y demeritar mi honestidad con reclamos financieros sobre pretendidos envíos de dinero desde las organizaciones opositoras radicadas en Miami, cuando en realidad estas no han atendido nuestras necesidades desde hace algo más que 6 meses, viéndome incluso, obligado a solicitar fuertes préstamos de dinero para respaldar compromisos adquiridos durante la adquisición de una vivienda decorosa para mi hija y ex mujer las cuales presentaban una precaria situación en este sentido.

Lo que hasta hace algunos años era una obligación, tanto del Departamento de Estado de los Estados Unidos de América como de organizaciones cubanoamericanas como la Fundación Nacional Cubano Americana, Cuba Independiente y Democrática, así como el Directorio Democrático Cubano se ha convertido en un proceso amañado donde el financiamiento a los opositores se hace a cuenta gotas lo que ha conducido a los nuevos falsos opositores disfrazados de religiosos, intelectuales y periodistas a establecer compromisos inmundos con cancillerías de países europeos que nada tienen que ver con la idiosincrasia y tradición de lucha de nuestro sufrido pueblo.

Colma la copa las infames campañas que en mi contra se han fomentado por parte de medios de prensa y emisoras radiales, aparentemente comprometidas con la libertad de Cuba, cuando en realidad, ciudadanas como la locutora Maura Murrabí han hecho gala de su deslealtad a la patria e intolerancia a mi preferencia por el Partido Demócrata siendo fuertemente criticado, llegando a perjudicar a uno de nuestros más comprometidos patrocinadores, mi amigo personal Joe García por el cual siento un especial agradecimiento.

Frustrarte resulta ver cómo, los que ayer eran leales financistas de nuestra causa, hoy se cruzan de brazos ante exigencias encaminadas a solventar nuestras carencias y programas humanitarios, como la propuesta reciente, encaminada a crear un comedor destinado a personas carentes de recursos y opositores afectados económicamente, llegando a oídos sordos los reclamos por los 6 000 dólares necesarios para iniciar el proyecto y los 3000 dólares mensuales para mantenerlo. Aunque doloroso de reconocer, esto refleja la insensibilidad que hoy día afecta a la comunidad cubana exiliada.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s